Seleccionar página

Revista Digital – Informaciondemercados

En diciembre de 2022 se publicó un estudio en el que se reveló una posible explicación para el caso de millones de personas que no han recuperado su olfato después de contagiarse con coronavirus.

Esta sería una de las secuelas de la infección, que podría sostenerse por largos periodos, incluso meses o años, según explicó en un comunicado el autor principal de la publicación, el doctor Bradley Goldstein, académico de la Universidad de Duke, Estados Unidos.

¿Por qué aún no recuperan el olfato?

Los investigadores demostraron que la persistente pérdida del sentido se debe a una respuesta del sistema inmune del organismo. 

A través de 24 biopsias del epitelio olfativo —tejido en la parte superior de la cavidad nasal directamente relacionado con el nervio olfatorio—, se reveló la infiltración de linfocitos T en esta estructura.

Los linfocitos T son un tipo de glóbulo blancos, parte del sistema inmune y un carácter relevante en la capacidad adaptativa de las defensas. 

“Esencialmente, el sistema inmunitario acampa en la nariz: hay un enriquecimiento para subconjuntos de células T que normalmente no viven allí”, explicó en la Universidad de Harvard, uno de los autores, Sandeep Robert Datta, profesor de neurobiología en el Instituto Blavatnik de la casa de estudio.

La presencia de estas células mantiene los niveles de inflamación en el epitelio, a pesar de que el SARS-CoV-2 ya fue eliminado del cuerpo.

“Esto es coherente con la idea de que una reacción inmune persistente es parte de lo que está causando la pérdida de olfato a largo plazo”, añadió el académico.

Los expertos esperan que de identificar las regiones específicas afectadas por las células T, se podría encontrar un camino de tratamiento que permita restaurar el olfato. 

Fuente: Meganoticias.cl