El FMI prevé que el país crecerá 2,5% en 2019, 3% en 2020, y 3,2% hacia adelante. La proyección entregada por Hacienda para Chile en 2020 también quedó por debajo de la estimación mundial.

En línea con las estimaciones del mercado, pero más pesimista que las oficiales fue la actualización del crecimiento para Chile y el mundo entregado ayer por el World Economic Outlook (WEO) del Fondo Monetario Internacional (FMI).

El documento da cuenta del impacto en la economía global de la guerra comercial entre China y EEUU y el deterioro del sector manufacturero. En todo caso, descarta recesión para la potencia norteamericana.

Para Chile, hubo ajustes relevantes. El FMI prevé un alza del PIB de 2,5% para 2019 (desde el 3,2% anterior) y 3% para 2020 (3,5% previo). Hacia 2024, en tanto, anticipa una expansión de 3,2%. Todas las estimaciones del organismo se encuentran por debajo de las previsiones del Ministerio de Hacienda, que en el último Informe de Finanzas Públicas estimó 2,6% para este año, 3,3% para 2020 y 3,6% hasta 2024.

MÁS SOBRE ECONOMÍA & DINERO

Pero eso no es todo. A diferencia de 2018, el FMI ve a la economía doméstica creciendo menos que el mundo hasta 2024, ya que pese a corregir a la baja las expectativas para la economía global, éstas se mantienen por encima de las previsiones para Chile, con 3% para 2019, 3,4% para 2020 y 3,6% para 2024.

Sobre el informe, el ministro de Hacienda, Felipe Larraín, reconoció estimaciones “más optimistas” y, de cara a la próxima Cumbre APEC en noviembre donde-se supone- China y EEUU podrían firmar un acuerdo que ponga fin a la guerra comercial, aseveró que existe un “moderado optimismo” y que el crecimiento sería mayor si éste se concreta.

Sobre el punto, desde Santander coinciden en las posibilidades de acuerdo, pero advierten “que los aspectos más controversiales del conflicto se mantendrán vigentes” por lo que se mantendrá la incertidumbre en la actividad y el mercado global.

Por su parte, Carolina Grünwald, de BanChile, señaló que el que Chile crezca menos que el mundo obedece a que “estamos más expuestos que otros países a la guerra comercial” y que la incerteza del conflicto comercial “cuando afecta a la inversión se convierte en un asunto real, o sea, de PIB”.

Per cápita

El menor crecimiento del país previsto por el FMI tuvo correlato en el PIB per cápita, ya que si bien se estimaba que hacia 2022 cruzaría la barrera de los US$30 mil (medido como poder de paridad de compra, PPP), con las nuevas proyecciones, dicha meta se rezaga hasta 2023. Además, pierde liderazgo regional, ya que Panamá cerrará 2019 con un PIB per cápita en US$26.821, frente a los US$26.317 de Chile, y se aleja del último de la lista de los países desarrollados, en este caso Grecia (US30.251), que sumó US$1.179 en este año, versus US$616 que agregó Chile.

Fuente:Pulso