NOTICIA DIARIA- REVISTA DIGITAL

Regresos de diseñadores como Ulises Mérida, nuevas incorporaciones y un formato híbrido son algunas de las novedades que nos depara la próxima fashion week de Madrid

En un panorama en el que cada Semana de la moda se celebra con cierta incertidumbre y sobre todo, con diferentes formatos que tratan de adaptarse a los nuevos tiempos, la Madrid Mercedes Benz Fashion Week viene también cargada de novedades de cara a su próxima edición, que tendrá lugar del 8 al 11 de abril en IFEMA.

Siempre es una buena noticia el regreso de los diseñadores sobre la pasarela. En 2021, esta nueva viene de mano de Ulises Mérida y Maya Hansen, dos nombres muy celebrados de la industria española. Tanto el toledano como la madrileña, habituales de anteriores ediciones, han decidido apostar por presentar sus colecciones en distintos formatos, adaptándose a las circunstancias que exigen la nueva normalidad.

Por otro lado, nuevos nombres se unen a las presentaciones que se verán este año en el calendario de la MBFWM.  Otrura, Pablo Erroz y Mayte by Lola Casademunt son los nombres que han decidido incorporarse a la pasarela madrileña: las tres marcas cuentan con una trayectoria también vinculada a la 080 de Barcelona, una carrera de reconocido prestigio avalada por el Comité de Moda de MBFWM, el órgano consultivo del evento. 

Frente a otras semanas de la moda que han venido marcadas por un entorno exclusivamente digital, la MBFWM apuesta por un formato híbrido, caracterizado tanto por la proyección de fashion films, presentaciones y desfiles del programa off y performances como por desfiles presenciales sobre la pasarela. Su apuesta por el ámbito digital podrá seguirse con todo lujo de detalles a través de la página oficial de la MBFWM, y que, al igual que sucedió en la edición anterior, también incluirá contenidos extra con las creaciones y los diseñadores que participan en el evento. En cuanto a la parte presencial y tal y como se celebró en la convocatoria de septiembre, los protocolos de seguridad y las rigurosas medidas son dos máximas que imperan en la organización del evento para poder seguir disfrutando de la moda española sin ningún riesgo. 

En su firme compromiso con la industria en nuestro país, L’Oréal Paris seguirá apoyando esta edición de la pasarela madrileña. Por segunda vez consecutiva, y dentro del marco de acuerdo de patrocinio con IFEMA, la firma aportará el 50% de la cuota y participación de los diseñadores. Además, también hará entrega, como cada temporada, del premio L’Oréal Paris a la Mejor Colección de un diseñador y el L’Oréal Paris a la Mejor Modelo de la MBFWM. Dos reconocimientos al trabajo detrás de cada prenda y cada look que se harán efectivos el próximo 10 de abril, en el marco de la Fashion Week.

NOTICIA DIARIA- REVISTA DIGITAL