Los vehículos pesados son de una generación más avanzada a los prototipos ya desarrollados por la compañía y pueden operar a control remoto o de forma autónoma. Destacan por no tener cabina para conductores o pasajeros humanos.

La startup sueca de camiones autónomos Einride presentó un nuevo desarrollo de vehículo para el transporte de carga que espera tener operativo en 2021 y que al igual que sus anteriores modelos destaca por su futurista diseño, el que prescinde de cabina para conductor o pasajeros humanos.

Los nuevos vehículos, denominados Autonomous Electric Transport (AET), se presentaron en cuatro diferentes variaciones y vienen sin volantes, pedales y parabrisas.

La empresa, que se fundó en 2016, tiene a la fecha cuatro camiones T-Pod operando en carreteras públicas de Suecia transportando carga para la empresa de la industria alimenticia Oatly y se espera que estos nuevos modelos se sumen a otros servicios durante el próximo año.

En 2018 la startup presentó el T-Log que destacó por su mayor envergadura y potencia, ya que fue desarrollado para asistir en la industria forestal.

A estos prototipos ahora se sumarán los AET que, según explicaron, son de una generación más avanzada y los primeros que podrían entrar en producción, aún cuando la compañía no entregó más detalles.

Por lo pronto, la startup se ha dedicado a probar estos nuevos vehículos y tratar de conseguir el permiso de las autoridades de transporte para su uso en vías públicas.

Según indica el sitio The Verge, los AET tienen dos modalidades para operar. Una de ellas permite el control remoto por parte de un operario humano y, la segunda, una modalidad totalmente autónoma.

En cuanto al diseño, los vehículos AET replican las elegantes y suaves líneas del T-Pod que dan la sensación de estar presente ante un vehículo sacado de una película de ciencia ficción.

No obstante, el CEO de Einride, Robert Falck, dijo que el AET es más aerodinámico que los primeros modelos de la compañía.

Estos vehículos se ofrecerán en cuatro niveles de prestaciones. Los dos primeros (AET 1 y AET 2) tienen velocidades máximas de 30 km/h con una carga útil de 16 toneladas y una autonomía de la batería que varía entre 130 y 180 km. Por su parte, los AET 3 y AET 4 podrán alcanzar los 45 y 85 km/h respectivamente.

Además, estas versiones variarán dependiendo del uso que se les quiera dar y los trayectos que se desee cubrir de forma autónoma. Mientras el AET 1 está está diseñado para operar dentro de un circuito definido, también llamado geovalla, el AET 2 podrá salir de ese perímetro operado de forma remota. En tanto, el AET 3 está diseñado para operar en entornos rurales y el AET 4 para su uso en carretera.

Fuente: Emol.com