La nueva generación del Ghost se presenta con varias modificaciones con relación a su antecesor, partiendo por el uso de una nueva plataforma solo utilizada por el SUV Cullian y el Phantom.

Finalmente fue presentada la nueva generación del Rolls-Royce Ghost, considerado como el modelo más exitoso de la firma de Goodwood tras su lanzamiento en el año 2009 como un homenaje al mítico Silver Ghost de 1906.

Respecto al anterior Ghost, la nueva edición se hace presente con varias modificaciones, partiendo por su mayor tamaño que alcanza los 5,55 metros de largo, lo que supone unos 9 centímetros más que su antecesor. Además, es 3 centímetros más ancho, con 1,98 metros, mientras que su altura alcanza 1,57 metros.

Según indicó la marca británica, la recién estrenada generación del “fantasma” se construyó sobre una nueva plataforma que hasta ahora sólo se había empleado en el SUV Cullian y el Phantom.

A nivel estético, el cambio que más llama la atención es el nuevo diseño del frontal donde destacan los faros, que pueden tener tecnología láser con un alcance de 600 metros y que alerta de peatones y fauna salvaje. También viene con una parrilla que se puede iluminar, un detalle original de este modelo.

El lujoso vehículo además ostenta una suspensión rediseñada, el conocido Magic Carpet Ride, un sistema de tracción a las cuatro ruedas y un eje trasero direccional.

En cuanto a su motor, el nuevo Ghost llegará con un bloque de 6,75 litros V12 biturbo que está emplazado por detrás del eje delantero y que ofrece una potencia de 571 CV, un par motor máximo de 850 Nm y 1.600 rpm.

Esta combinación permite que el imponente sedán pueda ir de 0 a 100 km/h en solo 4,8 segundos pese a sus 2.490 kilos de peso. Además puede alcanzar una velocidad máxima de 250 km/h.

Llama la atención la tecnología de última generación aplicada en su suspensión delantera que incluye un amortiguador adicional, nunca antes visto, y que tiene como objetivo reducir vibraciones que se transmiten a la carrocería.

Esta suspensión es además predictiva gracias a una cámara que escanea las irregularidades de la carretera para preparar los amortiguadores.

En tanto, se indicó que el eje trasero del nuevo “fantasma” es de cinco brazos y también goza de una suspensión neumática autonivelante. No obstante, la principal novedad es que ahora se añade un sistema de dirección trasera, de manera que el Ghost 2020 gana en agilidad y aumenta su maniobrabilidad a bajas velocidades, indica el sitio Motor1.

Según se añadió, todos estos avances buscan ofrecer el máximo confort a los ocupantes del vehículo.

Por ejemplo, se indicó que en total el Ghost 2020 suma sólo en material aislante unos 100 kilos, todo con la finalidad de alcanzar un nivel de insonorización del habitáculo de primer orden.

Su sistema de apertura de puertas es totalmente automático y el más avanzado que ha presentado la marca hasta ahora. De hecho, el Ghost 2020 es el Rolls-Royce más tecnológico presentado hasta la fecha, que incluye, entre otras cosas, un control de crucero adaptativo, cuatro cámaras de vídeo y vista panorámica, alerta de colisión, de tráfico cruzado o de cambio involuntario de carril, Head-up Display, un hotspot wifi, sistema de aparcamiento automático y la última tecnología en cuanto a navegación y sistemas multimedia, entre otras cosas.

La marca destaca además el sistema de purificación del aire interior (MEPS), que limpia el que llega al habitáculo mediante un filtro que elimina micropartículas. Además, es capaz de detectar impurezas en el aire exterior y activar automáticamente la recirculación de aire de la climatización.

Fuente: Emol.com